Comunidad de Quintana Roo defiende escuela pesquera

Escuela pesquera de Puerto Morelos, Quintana Roo (Noticieros Televisa)

Escuela pesquera de Puerto Morelos, Quintana Roo (Noticieros Televisa)

Está apenas a unos metros de la orilla del mar Caribe. Su ubicación es privilegiada, con 200 metros de playa al frente. Es la escuela secundaria técnica pesquera número 7 “Primero de junio”, ubicada en Puerto Morelos, Quintana Roo.

Una de las pocas escuelas pesqueras que sobreviven en México y a la que asisten 475 alumnos. Fue inaugurada en 1973 por el entonces presidente Luis Echeverría, como parte de un proyecto para dotar al país de infraestructura técnica pesquera.

“Cuando empezó era internado, era más que una escuela de tiempo completo. Aquí recibían instrucción semimilitar, era fundamentalmente pesquera, teníamos dos barcos, teníamos tres lanchas y había mucha producción de productos pesqueros aquí en la escuela”, explica Mario Humberto Alvarado Villarreal, director de la escuela secundaria técnica número 7.

Pero la presencia de los huracanes, primero ‘Gilberto’ en 1988, y después ‘Wilma’ en el 2005, causaron graves daños. Daños que aún se observan en algunas zonas de la escuela y que provocaron que el gobierno estatal en turno prácticamente la abandonara a su suerte.

Han sido los extranjeros que viven en Puerto Morelos quienes han donado al menos medio millón de pesos para que la escuela esté un poco mejor.

Escuela pesquera en Puerto Morelos, Quintana Roo (Noticieros Televisa)
Escuela pesquera en Puerto Morelos, Quintana Roo (Noticieros Televisa)

Escuela pesquera en Puerto Morelos, Quintana Roo (Noticieros Televisa)

“Es mi idea apoyar la comunidad como yo encontré aquí, me dice, como yo puedo ayudar, como yo puedo apoyar a la comunidad, en la escuela, en la educación es muy importante, yo soy profesor de 25 años, entonces estaba natural, una match”, dice Rabin Brown, extranjero residente en Puerto Morelos.

Quien fuera el gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge, pretendía vender el terreno donde se encuentra la escuela a un consorcio turístico. Tanto los padres de familia, como maestros, exalumnos y la comunidad de Puerto Morelos se unieron para evitar la desaparición de la escuela.

“Nosotros nos negamos, porque hay 40 generaciones de alumnos, de exalumnos que nos dicen, no profe, no podemos dejarle que el gobierno en ese momento se apropie de lo que es la historia de la educación de Puerto Morelos”, indica Mario Humberto Alvarado Villarreal, director de la escuela secundaria técnica número 7.

Manifestación en defensa de la escuela pesquera de Puerto Morelos, Quintana Roo (Noticieros Televisa)
Manifestación en defensa de la escuela pesquera de Puerto Morelos, Quintana Roo (Noticieros Televisa)

Manifestación en defensa de la escuela pesquera de Puerto Morelos, Quintana Roo (Noticieros Televisa)

No sólo se manifestaron en las calles, también acudieron con un juez federal para ampararse y evitar la desaparición de la escuela. El amparo lo promovieron tres alumnos, dos de ellas ya egresaron de la escuela. El único promovente que queda es el hijo del señor Alfredo Figueroa, quien cursa el tercer año.

“Por azares del destino queda mi hijo como único promovente”, dice Alfredo Figueroa Baez, del comité de padres de familia.

En un hecho sin precedentes, el juez federal otorgó el amparo a su hijo, para que este predio no sea vendido a ningún particular.

“El juez recuerda a las autoridades que ese polígono, esa propiedad, está destinada para la educación. Les está haciendo saber o les está recordando de que la escuela es eso, es una escuela, destinada para la educación de los muchachos”, señala Alfredo Figueroa Baez, del comité de padres de familia.

Incluso, el juez le solicita al gobierno estatal que como inicio se destinen seis millones de pesos para la rehabilitación de la escuela. Y aun cuando el amparo seguirá vigente, mientras las autoridades cumplan con la resolución del juez, siempre existirá el temor de que quieran desaparecer la única escuela técnica pesquera que sobrevive en el estado de Quintana Roo.

“El temor va existir, como puedes ver, la escuela se encuentra en un terreno por demás hermoso, por su playa, la extensión es poquito más de dos hectáreas, la superficie, entonces para cualquier empresario hotelero pues lo mira como una gran inversión, aquí es la labor de nosotros como padres, como estudiantes también, que se defienda la escuela, estar siempre vigilando generación tras generación”, afirma Alfredo Figueroa Baez, del comité de padres de familia.

Con información de Karina Cuevas

MLV

CARGANDO...