Cámara de Comercio México-EU prevé resultado positivo para TLCAN

Países involucrados en el TLCAN iniciarán la renegociación

Países involucrados en el TLCAN iniciarán la renegociación. (AP, Graphics Bank)

La Cámara de Comercio México-Estados Unidos (USMCOC, por sus siglas en inglés), que reúne a cientos de las más importantes empresas con operaciones binacionales, prevé un resultado positivo de las renegociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

El presidente de la USMCOC, Albert Zapanta, reveló que este organismo presentó al gobierno del presidente estadounidense Donald Trump y al Congreso una serie de propuestas que, a su juicio, van a optimizar para sus miembros los términos de un acuerdo comercial negociado hace 23 años.

La influencia de la USMCOC es amplia y será clave en las renegociaciones del TLCAN. Su consejo directivo está conformado por empresarios importantes, así como por firmas como Ford y General Motors, el banco HSBC y Coca-Cola; así como por las mexicanas Cemex y Vitro, entre muchas otras.

“Hemos desarrollado una estrategia de involucramiento a fin de presentar lo que creemos son propuestas para crear un acuerdo comercial muy exitoso”, afirmó Zapanta, quien trabajó en el gobierno del expresidente Ronald Reagan.

Representante de una cámara empresarial cuyos primeros orígenes se remontan a la década de 1920 en Nueva York, Zapanta aseguró que su equipo tiene contacto constante tanto con el secretario mexicano de Economía, Ildefonso Guajardo, como con legisladores y asociaciones empresariales en México.

“Es crítico que la gente entienda que en los últimos 20 años la mayoría de empleos perdidos en Estados Unidos se debió principalmente a la propagación de tecnologías de información, la automatización y la robótica. Y aquellos trabajos que se fueron a China comienzan a regresar a la región”, precisó.

Zapanta, quien se ha reunido de manera personal con Trump, manifestó su convicción de que un acuerdo comercial renegociado “por supuesto” que será más positivo para los tres países que conformal en TLCAN, Canadá, Estados Unidos y México.

Indicó que sería imposible desmantelar una relación tan sólida como la de México y Estados Unidos.

La USMCOC trabaja desde hace cuatro meses en una serie de propuestas que revelarán de manera oficial tanto a Trump como al Congreso de Estados Unidos en su reunión anual del 23 y 24 de mayo próximo en Washington DC. Esa misma semana, presentarían también su propuesta a autoridades de México.

Entre las recomendaciones, destaca la inclusión en las renegociaciones de tres sectores ausentes del TLCAN: energía, agricultura y telecomunicaciones. Estas áreas han experimentado profundas reformas en México, por lo que Zapanta señaló que era momento de incluirlas en el nuevo acuerdo.

Otras áreas de enfoque: una “infraestructura fronteriza inteligente”, que incluya innovaciones en automatización y tecnologías de información a fin de generar una relación comercial que abarque seguridad, migración, abasto de alimentos y desarrollo de fuerza laboral.

La USMCOC cuenta además con grupos de trabajo que se concentran en temas de la frontera; manufactura y cadena de abasto; integración energética; finanzas y mercados de capital; infraestructura y transporte; salud y medio ambiente.

“Finalmente, recomendamos modelos de financiamiento público y privado en todos los temas de nuestros grupos de trabajo a fin de recabar los fondos para llevar a cabo estos proyectos”, puntualizó Zapanta.

Entre las recomendaciones, la USMCOC descarta los impuestos fronterizos. Zapanta explicó que esta clase de tarifas son muy difíciles de administrar en una relación tan intrincada como la de México y Estados Unidos.

Citó como ejemplo, que componentes de la industria automotriz cruzan hasta siete veces la frontera hasta que son integrados a un vehículo, además de que los costos de un nuevo impuesto al final serían trasladados y asumidos por el consumidor final.

Zapanta previó incluso que, sobre la base de una relación comercial actualizada, “el componente migratorio sería solucionado” eventualmente al reforzar la deportación de personas con antecedentes criminales y alinear la emisión de visas de trabajo con las necesidades de Estados Unidos.

“El presidente Trump ya ha dicho que debemos ser cuidadosos con la deportación de “dreamers” (jóvenes beneficiados con deportaciones diferidas), y si acaso buscar maneras de arreglar eso, así como de actualizar el proceso de visas en Estados Unidos”, vaticinó el representante.

Zapanta subrayó que la USMCOC trabaja no sólo con el gabinete de los gobiernos en turno, sino de manera especial, con el Congreso, que finalmente tiene la última palabra en el gasto de los recursos de los contribuyentes.

“Todo el mundo entiende que si impulsas políticas muy proteccionistas o propones muchos impuestos terminas por inhibir el crecimiento, por lo que no podemos inhibir una relación como la de Estados Unidos y México, que ha crecido y se ha multiplicado desde la firma del TLCAN”, enfatizó Zapanta.

 

 

 

tfo

CARGANDO...