headerNav





Por: Noticieros Televisa Fuente: Noticieros Televisa 31. jul. 2013

Adiós... Jenni Rivera, la Diva de la Banda

  • Familiares y fans rinden homenaje de cuerpo presente a Jenni Rivera en el Anfiteatro Gibson

LOS ÁNGELES, Estados Unidos, 19, dic. 2012.-Vestidos de blanco y portando una rosa blanca,familiares de Jenni Rivera y fans se dieron cita en el Anfiteatro Gibson para darle un último y emotivo adiós a la cantante tras fallecer al caer su avión después de un concierto en Nuevo León, México.

Antes de entrar al recinto, los hermanos, Lupillo, Javier y Pedro e hijos de la cantante, hicieron un círculo y elevaron una oración a su hermana.

Para dar inicio, mientras la Banda Divina musicalizaba con temas que Jenni interpretaba, se proyectaban imágenes de Jenni que mostraban su faceta como madre, hija, hermana y la cantante.

El pastor y hermano de la cantante, Pedro Rivera, Jr, encabezó el homenaje a Jenni Rivera con una oración y pidió a los presentes agradecer este día y recordar con amor la vida de la Diva de la Banda.

Su hija Jenicka Priscilla López, intepretó 'Arrebato', mientras que su hijo Michael Marín Rivera, le cantó 'Basta Ya'.

Después apareció Olga Tañón, quien con la voz entrecortada cantó junto al féretro 'Mírame'.

Al tomar la palabra Pepe Garza, programador radial, afirmó que Jenni fue la amiga, la hija, la confidente de muchos... pero sobre todo "la amamos por imperfecta, porque fueron sus 'metidas de pata' las que nos hicieron saber que era como nosotros. Jenni Rivera vino a traer a este mundo honestidad, y vino a callarle la boca a los expertos de la imagen".

Después siguió una interpretación en video de la cantante de su tema 'Mariposa de Barrio'

"Este día se celebra la 'Graduación celestial del Jenni' y le doy las gracias por levantarla tantas veces. Aquí está con ustedes la Gran Señora", dijo su hermano Juan Rivera.

Su hermano Fernando convocó a todos los programadores radiales para que este jueves a las 12 del día toquen la canción 'La Gran Señora'.

La siguiente en tomar la palabra fue su hermana Rosy quien afirmó que muchas veces hablaron de este momento: "le decía, hermana no puedo vivir sin ti, y creí que al llegar este día no podría soportar el dolor. Fui su muñeca de carne. Jenni Rivera ama a Dios, es hecha para el propósito de Dios y no pasaba un día en que me dijera 'Sister, i love you'. La extrañaré todos los días de mi vida", concluyó y afirmó que Jenni deja un gran legado.

Al dar unas palabras, Don Pedro Rivera, padre de la cantante, afirmó que su hija les dejó un encargo "que fuéramos fuertes, firmes y estamos tratando de serlo. Y con todo cariño hija mía yo te dedico esta canción, donde quiera que te encuentres" y le interpretó el corrido de Jenni Rivera.

Al tomar la palabra su mamá, afirmó que una vez escuchó a un predicador que dijo: 'Los hijos que vienen antes de que los padres los deseen, son bendiciones adelantadas. Y Dios me la mandó antes que yo quisiera'.

"Qué les puedo decir de mi hija, que fue lo mejor, me dio tanto, que todavía sigue ese amor vivo porque ella vive en mí. No puedo preguntarle a mi señor ¿por qué te la llevaste?, sólo sé que ella fue asignada para cantarle a mi señor. Se adelantó a cantarle a Dios. Ella no creía en amenazas. Su mamá afirmó que le falta esa voz que le diga "Madre Santa, te quiero", pero le ha dejado a todos sus hijos y nietos para que le digan, "Te quiero abuela. Te quiero para siempre".

Visiblemente conmovido y con lentes obscuros, Lupillo Rivera tomó el micrófono y dijo:

"Muchas veces he estado en un escenario y muchas veces he estado bien nervioso, pero ninguno como esto, ninguna vez como esta vez".

"Hace poco tiempo mi hermana me dio el regalo más grande que ni mis hijos me han dado, fue a visitarme cuando estaba cantando,  nomás llegó,  me abrazó y me dijo que me amaba. Y yo ese día sentí algo muy especial. Jenni, thank you, gracias por ese gran regalo. ¡Perdóname por llorar!.

Con todo el respeto que se merecen no lo pude cantar en vivo y aún hasta la fecha no lo puedo hacer, Jenni  'Yo te extrañaré'.

Janney 'Chiquis' Marín, llorando habló de su madre y dijo que era la mejor: "Mi consuelo es que ella es feliz, descansando y logrando aún más en donde está. Ella ya no sufre, ya no llora y ya no se preocupa por nada".

Por su parte, Jacquie Melina se dirigió en inglés a su mamá y afirmó que vivirá sin temor, porque siempre así vivió ella.

Michael Marín dijo que añora conversar con su madre. "Ojalá pudiéramos estar juntos para conversar. Nunca voy a olvidar esa vez que te enojaste porque perdí una pelea. Era una luchadora".

Pidió un minuto de silencio por las víctimas de Connecticut y afirmó que aunque es una tragedia que a los 21 años él pierda a su madre, muchas madres ese día perdieron a sus hijos.  

Jenicka Priscila pidió una disculpa a su madre por no ser una hija respetuosa. "Espero ver tu rostro en el cielo y me llames princesa".

Johnny López, el hijo menor de 11 años, al tomar la palabra dijo:  "Mámá he estado llorando tanto estos días, te extraño tanto y espero que estés cuidando a mi papá y él te esté cuidando a ti. Te agradezco por ser la mejor mamá y apoyarnos y por todo lo que hiciste estos 11 años. Eres la mamá más increíble que pudiera tener. Agradezco este momento, porque sin ustedes ella no hubiera conocido a mi papá". 

La ceremonia concluyó con una última plegaria y de inmediato la Banda Divina, la banda de Jenny, interpretó junto al féretro el tema "Que me entierren con la banda"; mientras la madre de Jenni se acerca al féretro y llorando, lo abraza, sus hijos y hermanos depositan rosas blancas sobre el ataúd que contiene los restos de Jenni Rivera.