#Francia

Una elección, 11 candidatos

Candidatos a la presidencia en Francia. (Getty Images)

Candidatos a la presidencia en Francia. (Getty Images)

En la primera vuelta para elegir al presidente francés, los votantes encontrarán 11 aspirantes, que son los reunieron suficiente número de patrocinios, un mínimo de 500 apoyos de cargos electos. Se trata de nueve hombres y dos mujeres que aspiran a dirigir Francia el próximo lustro, un candidato más que en 2012.

La principal batalla está entre cinco de ellos, Marine Le Pen, Emmanuel Macron, François Fillon, Benoît Hamon y Jean-Luc Mélenchon, que buscan pasar a la segunda vuelta.

Marine Le Pen. (Getty Images)
Marine Le Pen. (Getty Images)

Marine Le Pen
Marine Le Pen, de 48 años, ha visto reforzada su campaña nacionalista por la victoria de Donald Trump en Estados Unidos y por el resurgimiento del populismo de derechas en Europa. La presidenta desde 2011 del Frente Nacional, el partido de ultraderecha fundado por su padre, Jean-Marie Le Pen, es la puntera, según los sondeos y los propios aspirantes presidenciales. Es su segundo intento por conquistar la presidencia francesa. En 2012 obtuvo un 17.9% de los votos en la primera vuelta, y no pasó a la segunda.

Cinco años más tarde, llega al 27% de intención de voto, lo que le permitiría llegar a la segunda vuelta con un programa antieuropeo, antimusulmán y antimundialista.

Su campaña se ha visto ensombrecida por investigaciones judiciales por desvío de fondos y financiamiento ilegal que la candidata considera una persecución política.

Emmanuel Macron. (Getty Images)
Emmanuel Macron. (Getty Images)

Emmanuel Macron
Macron es una sorpresa en las elecciones francesas.

Con 39 años, es el candidato más joven y, al mismo tiempo, el más inexperto. Fue ministro de Economía en el gobierno de François Hollande, pero nunca ha ocupado un puesto para el que deba ser elegido.

En su primera incursión electoral, a la cabeza del movimiento emergente En Marche! (¡En Marcha!, que tiene las mismas siglas de su nombre) ha adelantado a otros candidatos con muchas más tablas con un programa que él define como “ni de izquierdas ni de derechas”, pero profundamente europeísta, que aspira a ocupar el centro político desocupado por los partidos tradicionales.

Los sondeos lo sitúan como el segundo en intención de voto, a un punto de Le Pen. Es un serio candidato a pasar a la segunda vuelta el 7 de mayo.

Francois Fillon. (Getty Images)
Francois Fillon. (Getty Images)

Francois Fillon. (Getty Images)

François Fillon
El ex primer ministro François Fillon, de 63 años, se impuso con una propuesta conservadora en las primarias de los republicanos, adelantándose a pesos pesados como el expresidente Nicolas Sarkozy o Alain Juppé.

Parecía el candidato mejor posicionado para llegar a la segunda vuelta presidencial y para convertirse en el próximo presidente de Francia, pero la revelación sobre los presuntos empleos ficticios de su mujer e hijos y su imputación judicial por malversación y apropiación indebida provocó un abandono masivo dentro de sus filas.

Fillon, que se considera víctima de un “asesinato político”, salvó su candidatura con una demostración de fuerza en las calles de París, callando las voces que pedían la búsqueda de otro candidato de la derecha.

De acuerdo con sondeos recientes tiene 17.5% de intención del voto, por lo que quedaría fuera de la segunda vuelta, que ya consideraba segura.

Pocos hablan de su programa de “ruptura” con propuestas como el fin de la jornada francesa de 35 horas, la eliminación de medio millón de puestos de funcionarios o la edad de jubilación a los 65 años.

Benoit Hamon. (Getty Images)
Benoit Hamon. (Getty Images)

Benoît Hamon
El exministro de Economía Social y de Educación de Hollande, de 49 años, ha sido la segunda gran sorpresa de estas elecciones.

Benoît Hamon demostró el hartazgo de los socialistas de base con el quinquenio Hollande al imponerse con un programa de izquierdas a sus rivales en las primarias del Partido Socialista, incluido el ex primer ministro Manuel Valls, que no ha apoyado su candidatura.

Sus propuestas, como un salario social universal de al menos 600 euros para los mayores de 25 años o un impuesto a los robots han hecho que otros socialistas, como el exalcalde de París Bertrand Delanoë o el alcalde de Lyon, Gérard Collomb, hayan abandonado la fidelidad del partido para declarar su apoyo a su rival Macron. Pero ha conseguido la simpatía de Los Verdes, cuyo candidato, Yannick Jadot, retiró su candidatura para apoyarle.

El candidato socialista se sitúa en cuarta posición tras Fillon, con 12.5% de intención de voto.

Jean Luc Melenchon. (Getty Images)
Jean Luc Melenchon. (Getty Images)

Jean-Luc Melenchon
Jean Luc Melenchon, de 65 años, se presenta como el candidato a la izquierda de la izquierda.

Líder de Francia Insumisa, que cuenta con el apoyo del Partido Comunista de Francia, es el principal rival del socialista Hamon, con quien se ha reunido sin llegar a acordar una alianza electoral.

Gran orador y admirador declarado de Hugo Chávez, Bernie Sanders o Podemos, Mélenchon se presenta como un candidato antisistema que quiere fundar la VI república francesa.

Es su segundo intento de llegar a la presidencia. De los cinco candidatos con posibilidades de llegar a la segunda vuelta, es el más rezagado, con un 11.5% de intención de voto.

Igual en 2012, Mélenchon convocó en la simbólica Plaza de la República, en París, a miles de seguidores, 130,000 según los organizadores de Francia Insumisa.

Nathalie Arthaud. (Getty Images)
Nathalie Arthaud. (Getty Images)

Nathalie Arthaud. (Getty Images)

Nathalie Arthaud
La segunda mujer candidata, Arthaud, una profesora de economía de 47 años, aspira por segunda vez a la presidencia francesa al frente del partido de extrema izquierda Lutte Ouvrière (Lucha Obrera).

En 2012 logró 0.56% de los votos. Los sondeos la sitúan ahora en un 1% de intención del voto.

François Asselineau. (Getty Images)
François Asselineau. (Getty Images)

François Asselineau. (Getty Images)

François Asselineau
De 59 años, François Asselineau fue inspector de Hacienda; es licenciado por la Escuela Nacional de Administración (ENA), semillero de la clase dirigente en Francia.

Ha sorprendido que lograra los patrocinios necesarios para postularse por la Union Populaire Républicaine, el partido que fundó en 2007 y que aboga, como Le Pen, por el Frexit, la salida de Francia de la UE. Tiene una intención de voto de 0.5 por ciento.

Jacques Cheminade. (getty Images)
Jacques Cheminade. (getty Images)

Jacques Cheminade. (getty Images)

Jacques Cheminade
Con 75 años, es el candidato mayor de estas elecciones. Se presenta al frente de Solidarité et Progrès (Solidaridad y Progreso), el partido próximo ideológicamente al estadounidense Lyndon LaRouche, un teórico de las conspiraciones, homófobo y escéptico del cambio climático, como lo define Le Monde.

En 2012 logró 0.25% de los votos. Ahora vuelve a intentarlo proponiendo, entre otras cosas, la salida de Francia de la UE y de la OTAN y la colonización de la Luna.

Nicolas Dupont Aignan. (Getty Images)
Nicolas Dupont Aignan. (Getty Images)

Nicolas Dupont Aignan. (Getty Images)

Nicolas Dupont-Aignan
Exmiembro del UMP de Sarkozy, hoy llamado partido de Los Republicanos, Dupont, de 56 años y ministro en varios gabinetes conservadores en los años noventa, aspira a la presidencia al frente del movimiento soberanista Debout La France.

Políticamente se define como un punto medio entre Le Pen y Fillon y aboga por la salida de Francia de la zona euro.

Jean Lassalle. (Getty Images)
Jean Lassalle. (Getty Images)

Jean Lassalle. (Getty Images)

Jean Lassalle
Para este diputado por los Pirineos y antiguo pastor de ovejas, de 61 años, las de 2017 son sus primeras elecciones presidenciales. Lassalle, al frente del movimiento Résistons (Resistamos) se define como el “defensor de los territorios rurales y de una ecología humanista”.

Philippe Poutou. (Getty Images)
Philippe Poutou. (Getty Images)

Philippe Poutou. (Getty Images)

Philippe Poutou
Para el líder del Nouveau Parti Anticapitaliste (NPA, Nuevo Partido Anticapitalista), de 50 años, es el segundo intento de llegar a la presidencia francesa. En 2012 logró el 1.15% de los votos. Este mecánico de la fábrica Ford en Blanquefort (Gironde), donde es sindicalista, lucha por encontrar un espacio en la extrema izquierda ocupada ampliamente por Mélenchon.

comentarios
CARGANDO...