Un padre sepulta a su hijo y días después se entera que está vivo

Fotografía del viernes 23 de junio de 2017 muestra a Frank J. Kerrigan sosteniendo una fotografía de sus tres hijos: John, Carole y Frank, cerca de Wildomar, California. (Andrew Foulk/The Orange County Register vía AP)

El pasado 25 de junio Frank J Kerrigan recibió una llamada de un amigo para decirle que su hijo, al que había dado por muerto días antes, seguía con vida.

Funcionarios de la oficina forense del condado Orange habían identificado erróneamente el cuerpo, reportó el viernes el diario The Orange County Register. 

Todo comenzó el 6 de mayo cuando encontraron el cuerpo de un hombres atrás de una tienda en Fountain Valley. Kerrigan marcó a la oficina de forense y ahí le informaron que era su hijo Frank M. Kerrigan, de 57 años, quien tiene una enfermedad mental y que había estado viviendo en la calle. Los forenses le aseguraron que no era necesario ir a identificarlo que lo habían identificado con sus huellas dactilares.

Cuando alguien me dice que mi hijo está muerto, cuando tienen huellas dactilares, yo les creo”

dijo Kerrigan.

El  12 de mayo la  familia realizó un funeral  que costo 20 mil dólares y reunió a  más de 50 personas

Alguien más tuvo una hermosa despedida; es horroroso”

Sin embargo el 23 de mayo recibió la llamada de su amigo diciendo que su hijo estaba con vida  y que estaba en el patio de su casa.

Kerrigan contrató un abogado para investigar porque los forenses le habían dicho que su hijo estaba muerto. Al parecer los funcionarios no pudieron corroborar las huellas digitales del cadáver y lo identificaron utilizando una fotografía vieja de su licencia de manejo.

CARGANDO...