Perro encuentra a un bebé después de ser enterrado vivo

Un perro salvó a un bebé chino que fue enterrado vivo en un bosque remoto en el pueblo de Wutan, en China. Porque sí, deshacerse clandestinamente de bebés recién nacidos es práctica común en el país asiático.

La dueña del perro, Yang Jiali, descubrió al niño cuando su perro empezó a cavar frenéticamente un hoyo bajo un arbusto. Yang dijo que el bebé estaba envuelto en una tela blanca y su boca estaba llena de lodo. El descubrimiento sucedió a principios de mes, el 6 de mayo, cerca de la ciudad de Chongqing.

Los doctores locales declararon que el bebé chino tenía aproximadamente un mes de edad. Sospechan que el niño sufrió de una grave enfermedad y fue enterrado por sus padres creyéndolo muerto.

Pequeño y valiente sobreviviente

Cuando fue descubierto, el bebé estaba pálido, y su frecuencia cardiaca y respiratoria eran bajas, al igual que su temperatura corporal, según Song Yue, una doctor asistente en un centro de salud de Wutan. La condición del bebé a mejorado desde su rescate, pero su vida sigue en peligro.

Nadie ha reclamado al bebé chino y la policía ya emprendió una investigación.

 

 

 

 

comentarios
CARGANDO...