Los muros que dividen territorios alrededor del mundo

El muro de Berlín fue derrumbado el 9 de noviembre de 1989. (Getty images, archivo)

El muro de Berlín fue derrumbado el 9 de noviembre de 1989. (Getty images, archivo)

El muro de Berlín fue por 28 años el símbolo de la división y represión hasta su caída, el 9 de noviembre de 1989.

Pese a su caída hoy existen otros muros en el mundo; varios de ellos también en Europa, destinados a frenar a los inmigrantes.

Uno de los más conocidos es el de Calais, en el norte de Francia, que comunica con el Reino Unido a través del Canal de la Mancha y el Eurotúnel.

En esa zona se construyó un muro de cuatro metros de alto y un kilómetro de largo, que se suma a los 39 kilómetros de alambradas que protegen el Túnel del Canal de la Mancha y otros 30 kilómetros que impiden que los inmigrantes sirios, afganos y de otros países lleguen por carretera a ese puerto.

Pero también existen barreras antiinmigrantes en Ceuta y Melilla, ciudades autónomas de España ubicadas en el norte del continente africano, en la frontera con Marruecos.

Aspectos de la frontera entre Melilla, España y Marruecos. (Getty images, archivo)
Aspectos de la frontera entre Melilla, España y Marruecos. (Getty images, archivo)

Su objetivo es impedir la entrada de inmigrantes que intentan llegar a territorio español y después al resto de Europa; desde 1990 se construyeron vallas de seis metros de alto, con cámaras y equipos de alta tecnología.

Marruecos en tanto ha levantado su propio muro a unos metros con el mismo fin.

A esos muros se han sumado otros más; son vallas levantadas en Europa Central y del Este para detener la reciente ola migratoria de sirios y otras nacionalidades que huían de las guerras.

Por ello se construyeron alambradas que separan a Bulgaria de Turquía, a Grecia de Turquía, a Macedonia de Grecia, a Eslovenia de Croacia y otra más, construida en Hungría, en su frontera con Serbia.

Pero en el mundo también existen otros muros creados, se dice, por motivos de seguridad.

Uno de ellos se ubica en el Medio Oriente y separa a Israel de la zona palestina de Cisjordania. Su construcción fue aprobada en el año 2002 luego de una serie de atentados contra ese país. Cuenta con vallas y paredes de cemento y permite controlar el ingreso de los palestinos a territorio israelí.

Otra valla israelí de hasta ocho metros de altura y 17 kilómetros se ubica en una parte de su frontera con Egipto.

Otra más fue construida por Arabia Saudita en su frontera con Irak, para evitar el ingreso de grupos yihadistas y una más separa a Marruecos y el territorio del Sahara Occidental.

Algunos muros más fueron construidos como consecuencia de conflictos.

Es el caso de Chipre, dividido luego de la guerra entre la población de esta isla que separó a la etnia de origen turco de la de ascendencia griega. La capital Nicosia permanece dividida por un muro vigilado por militares de ambos bandos.

Aspectos del muro en Chipre. (Getty images, archivo)
Aspectos del muro en Chipre. (Getty images, archivo)

Aspectos del muro en Chipre. (Getty images, archivo)

Otros muros más separan a India y Pakistán debido a reclamos territoriales y a Corea del Norte y Corea del Sur.

 

Con información de Juan José Alvarado
Vm,

comentarios
CARGANDO...