La desaparición de Érika de la Piedra, la pesadilla

Érika de la Piedra desapareció al salir de un centro comercial ubicado en Avenida Cuauhtémoc en la Ciudad de México.

Érika de la Piedra desapareció al salir de un centro comercial ubicado en Avenida Cuauhtémoc en la Ciudad de México. (PGR)

De 2007 a diciembre de 2016 se reportaron 29 mil 235 personas desaparecidas en nuestro país.

De ellas, 963 corresponden al ámbito federal y se registraron principalmente en los estados de Tamaulipas, Guerrero, Veracruz, Coahuila, Michoacán y la Ciudad de México.

El mayor número de desaparecidos,28 mil 272, son investigados por cada una de las Procuradurías locales; el mayor número de denuncias en este ámbito se llevaron a cabo en Tamaulipas, Sinaloa, Estado de México, Guerrero y Jalisco.

De acuerdo al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, el mayor número de personas desaparecidas tenía entre 15 y 44 años de edad.

EL CASO DE ÉRIKA DE LA PIEDRA

Desde hace casi cinco años, los papás de Érika de la Piedra viven con un dolor muy grande; la joven desapareció al salir de un centro comercial ubicado en Avenida Cuauhtémoc en la Ciudad de México.

Mientras comemos pensamos ¿comerá ella? Dormimos y pensamos ¿dónde dormirá? Me imagino millones de posibilidades, con la esperanza de que regrese lo más pronto posible”, dijo Manuel Antonio de la Piedra, el papá de Érika.

Esta angustia de no saber nada de su hija ha llevado a la familia De la Piedra Manzano a no dormir, a no comer, a enfermarse.

Esta pesadilla inició el 2 de julio de 2012 en el momento en que ella no nos responde su número de teléfono, le llamamos y ya no nos contestó y pues el corazón inmediatamente nos dice que algo grave pasó”, comentó la señora Carolina Manzano, mamá de Érika.

En su búsqueda, han recorrido hospitales, ministerios públicos, campamentos de indigentes e incluso centros nocturnos donde pudiera estar cautiva.

Uno la quiere encontrar con vida, es la ilusión más grande que tenemos, pero por desgracia también la tenemos que buscan sin vida y para eso hay que ir a los servicios médicos forenses. Le enseñan carpetas, tenemos que ver una serie de imágenes tremendas, pero tenemos que hacerlo porque si nuestro familiar está ahí al menos la encontramos”, añadió la señora Carolina Manzano, mamá de Érika de la Piedra.

Durante todo este tiempo los padres de Érika no han perdido la esperanza de poderla abrazar, de decirle que la aman.

Las líneas de investigación son muchas, parece como buscar una aguja en un pajar, pero no me importa, no nos importa, porque seguimos escarbando para encontrarla, la tenemos que encontrar”, afirmó la señora Carolina Manzano.

En días pasados la Procuraduría General de la República (PGR) ofreció una recompensa de un millón y medio de pesos a quien aporte información para la localización de Érika de la Piedra, así como para la localización y aprehensión de los probables responsables de su desaparición.

Érika de la Piedra desapareció al salir de un centro comercial ubicado en Avenida Cuauhtémoc en la Ciudad de México. (PGR)

Yo le puedo decir a la persona, la persona que sabe de ella, yo le voy a decir que no voy a tomar represalias, ahorita tiene la posibilidad de tener una recompensa, pero si pasa un tiempo y no me lo dice, yo siento que de todos modos la voy a encontrar y esta persona, sino llama, pues entonces sí ya se tendrá que hacer uso de todas las instancias legales”, agregó la señora Carolina Manzano.

Érika de la Piedra desapareció cuando tenía 22 años y estudiaba la carrera de administración en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Es un sentimiento que te mata lentamente, te va matando, pero tú no dejas que te mate porque si te mata ya no buscas y si no buscas, ya no la encuentras”, concluyó la señora Carolina Manzano, mamá de Érika de la Piedra.

 

Con información de Bogdán Castillo
Vm,

comentarios
CARGANDO...