Anécdotas alrededor del Eclipse Total de Sol en México de 1991

Eclipse solar, México, Eclipse solar 2017, Eclipse solar 21 de agoto

(Hideo Fukushima/National Astronomical Observatory of Japan/Getty Images)

Uno de los eventos que sin duda marcaron a los mexicanos durante la última década del siglo XX fue el Eclipse Total de Sol que pudo verse a lo largo del territorio nacional, así como en el centro y sur del continente americano.

Con este eclipse, que tuvo lugar el jueves 11 de julio de 1991, ocurrió lo mismo que con la muerte de algún personaje famoso o histórico: Todos recuerdan lo que hacían en ese momento. Además de la experiencia personal que cada persona tiene de ese día, hay varias anécdotas o hechos curiosos que hicieron de ese fenómeno algo inolvidable, mismos que recopilamos en estos puntos:

I. El más importante del siglo

Debido a la gran región que abarcó y a su duración, este Eclipse Solar Total fue considerado el más importante del Siglo XX. Inició su camino en medio del Océano Pacífico y de ahí pasó por Hawái, México, Centroamérica y Sudamérica.

Su recorrido en la superficie de la Tierra fue de 15 mil kilómetros y duró 3 horas 29 minutos. En cada punto la sombra duró 6 minutos 53 segundos (el más largo de ese siglo); en la Ciudad de México inició a las 13:24 hrs.

El país se paralizó

Podría decirse que durante el paso del eclipse por México el país se detuvo. Por un lado la mayoría de los estudiantes se encontraban de vacaciones, y por el otro, la inmensa mayoría de las personas que se encontraban trabajando interrumpieron sus actividades para no perderse el fenómeno.

Y no sólo la gente vio cortada su rutina, hay registros de que los animales en granjas y zoológicos se retiraron a dormir, las aves volaron hacia sus nidos y varias flores se cerraron en cuanto desapareció la luz del sol.

Los “filtros especiales”

Conforme se acercaba la fecha del Eclipse se comenzó a debatir sobre los peligros de presenciarlo directamente sin ningún tipo de protección en los ojos, sobre todo al finalizar la fase del anillo, cuando los rayos solares nuevamente llegan a la Tierra. Según se dijo, la radiación que se desprendía era capaz de quemar la retina, dañándola de forma irreversible.

El gobierno incluso formó la “Comisión Intersecretarial para el Eclipse 1991”, cuyo objetivo era mantener a la población informada sobre la importancia de evitar observar este fenómeno de forma directa. Repartieron filtros especiales, aunque para verlo era necesario tomarse varios períodos de descanso.

Eclipse Total de Sol, Eclipse 1991, Eclipse de Sol, filtro, lente, protector
(Foto de mmreportera.wordpress.com/)

Filtro para poder ver el eclipse total de sol del 11 de julio de 1991.

Estos filtros estaban hechos con una especie de papel metálico, similar al que se usa para la envoltura de regalos. Como era de esperarse  comenzaron a surgir versiones piratas que comenzaron a producirse en masa y a venderse en todos lados a un precio promedio de mil quinientos “viejos” pesos. Varias revistas especializadas sacaron notas especiales explicando cómo construir estos filtros de forma casera.

Ante tal proliferación de filtros, la Comisión Intersecretarial recomendó usar sólo aquellos que estuvieran avalados por la Secretaría de Salud. Al final muchos ni siquiera los usaron y  vieron el reflejo del eclipse mediante algún cristal o charco de agua, o bien, se la jugaron y lo observaron sin ningún tipo de precaución.

Eclipse Total de Sol, Eclipse 1991, Eclipse de Sol, lentes, protector, ojos
(Foto de mmreportera.wordpress.com/)

Lentes para poder ver el Eclipse Total de Sol de México en 1991.

Tras el eclipse, el Sistema Nacional de Salud reportó que 96 personas fueron examinadas por supuestos daños a la vista, de los cuales 21 fueron diagnosticados con retinitis solar (13 en estadio I, 8 en estadio II). La mayoría de la gente atendida tenía entre 15 y 44 años y se expusieron al eclipse de 7 a 10 minutos sin haber usado ningún tipo de protección. En todos los casos recuperaron su vista de forma total en cuatro meses.

Con el paso del tiempo se aclaró que lo dañino para la vista es mirar directamente al Sol durante tiempo prolongado, sin importar si hay o no un eclipse.

Oleada OVNI

Dicen los estudiosos del fenómeno OVNI, que estos extraños objetos voladores pueden observarse a menudo, pero que pocos tiene la costumbre de mirar al cielo. Sin embargo, la tarde del 11 de julio de 1991 millones de personas estuvieron atentas al eclipse y por lo tanto, el firmamento mexicano estuvo bajo un escrutinio sin precedente.

Eso podría explicar por qué esa tarde varias personas reportaron haber visto extraños objetos sobrevolando el cielo de México. Hay varias fotos y videos que documentan lo ocurrido, e incluso la línea telefónica del investigador Jaime Maussan colapsó ante la cantidad de llamadas que recibió.

¿Fue casualidad que ese mismo día muchas personas vieran objetos extraños en el cielo, o realmente hubo una conexión entre ambos incidentes?

Concentraciones populares

La mayoría de la gente siguió el Eclipse por televisión, aunque una buena parte salió a las calles para disfrutar la extraña sensación de ver “caer la noche a la mitad del día”. Debe destacarse que en plazas públicas o sitios emblemáticos de cada ciudad se registraron concentraciones de personas, destacando las que se presentaron en el Zócalo de la Ciudad de México y en la zona arqueológica de Teotihuacán.

Eclipse Total de Sol, Eclipse 1991, Eclipse de Sol, Zócalo, Centro Histórico, familia
(Foto de mmreportera.wordpress.com/)

Familias se reúnen en el Zócalo de la Ciudad de México para ver el Eclipse Total de Sol del 11 de julio de 1991.

Eclipse Total de Sol, Eclipse 1991, Eclipse de Sol, Zócalo, Centro Histórico, lentes
(Foto de mmreportera.wordpress.com/)

Familias se reúnen en el Zócalo de la Ciudad de México para ver el Eclipse Total de Sol del 11 de julio de 1991.

¿El próximo eclipse?

El próximo Eclipse Total de Sol que pasará por territorio mexicano tendrá lugar el próximo 21 de agosto de 2017, aunque sólo podrá verse de forma parcial. Para el 8 de abril de 2024, alrededor de las 4 de la tarde, habrá otro eclipse similar pero que únicamente se apreciará en Sinaloa, Durando y Coahuila.

No obstante, para que se presente un Eclipse de características similares al de 1991 (tanto en duración como en cantidad de territorio nacional abarcado) se deberá esperar hasta el año 2132.

comentarios
CARGANDO...